Chichén Itzá, “la boca al pozo de los itzáes”

chichen, itza, observatorio

Por Paulina Rojas.

Si tienes en mente viajar a la Península de Yucatán, este bello e importante sitio arqueológico debe estar en tu agenda. Una ciudad prehispánica que tiene mucho por contar sobre la cultura maya, además alberga la Pirámide de Kukulcán nombrada en 2007 como una de las Siete Maravillas del Mundo.

chichen, itza, panoramica

Un poco de historia…

Ubicado al sureste de Mérida, capital del estado de Yucatán, se encuentra el sitio arqueológico de Chichén Itzá, lugar que fue el centro político, económico y religioso más importante para la cultura maya, “la boca al pozo de los itzáes” según el significado de su nombre de origen maya.

Según los especialistas, Chichén Itzá era en un inicio un pueblo pequeño con chozas hechas de madera y paja; pero fue en el año 325 de nuestra era cuando empezó a tomar la importancia que hoy en día sabemos que tuvo y sigue teniendo. Fue en este año cuando alrededor del cenote Xtoloc o “Cenote Sagrado” se empezaron a construir las edificaciones de piedra que lo caracterizan.

Entre las teorías que buscan explicar su decadencia se encuentra la que dice que cerca del año 1000 de nuestra era, una guerra civil hizo que la ciudad se viniera abajo pues se encontraron evidencias en los edificios de que estos habían sido incendiados. Por otro lado, otra de las teorías explica que Chichén Itzá empezó a decaer después de que Mayapán (en el sur de Yucatán) lo remplazó y se convirtió en el nuevo centro político y económico más importante para los mayas de la región.

En 1894, Edward Herbert Thompson compró la Haciendo de Chichén Itzá e hizo algunas exploraciones y estudios del lugar, principalmente del cenote sagrado. Los objetos encontrados en estas investigaciones fueron enviados al Museo Peabody de Arqueología y Etnología de la Universidad de Harvard, pero gracias al gobierno mexicano, estos pudieron ser recuperados. Cuando muere Thompson en 1935, la propiedad pasa a sus herederos pero por disposición de la ley, el control, jurisdicción, exploración y mantenimiento del lugar pasa a manos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), la institución dedicada a la preservación, protección y difusión del patrimonio arqueológico, antropológico e histórico de México.

En 1988, la UNESCO la declara Patrimonio de la Humanidad. Y el 7 de julio de 2007, el Templo de Kukulcán es reconocido como una de Las Nuevas Siete Maravillas del Mundo Moderno.

bajada, kukulcan chichen, itza

Kukulcán y el descenso de la serpiente emplumada

El Templo o Pirámide de Kukulcán, también conocido como “El Castillo” es la edificación más importante de Chichén Itzá. Esta construcción se asienta sobre una plataforma de 55,5 metros de ancho y tiene un altura de 24 metros. Cada lado de la pirámide cuenta con 91 escalones y 1 más para llegar al templo superior, dando en total 365 escalones, equivalentes a los días del año.

Durante los equinoccios de marzo y septiembre, se puede apreciar uno de los fenómenos más fascinantes pues conforme el sol se mueve, en una de las esquinas de la pirámide se proyecta la sombra de una serpiente emplumada -Kukulcán, equivalente a Quetzalcóatl para los aztecas- que se va deslizando hacia abajo para fertilizar la tierra.

Un fenómeno que atrae a miles de turistas cada año y que muestra el gran conocimiento astrológico que tenían los mayas y cómo lo aplicaban a la arquitectura, en un entorno religioso y con un fin político; un espectáculo increíble que tienes que ver para creer, y que significó la estabilidad social para nuestros antepasados mayas.

chichen, itza, observatorio

Otras edificaciones importantes

Las construcciones de Chichén Itzá carecen, como muchos vestigios arqueológicos, del colorido con el que los mayas las habían decorado; pero a pesar de ello, el lugar sigue impresionando a mexicanos y turistas en general por su belleza arquitectónica y por la armonía con la que las edificaciones están distribuidas en torno a la naturaleza.

– El Gran Juego de Pelota. El Campo de pelota más grande de la antigua Mesoamérica con 166 x 68 metros y 12 metros de altura.

– El Templo de los Guerreros. Una pirámide escalonada con una fila de columnas talladas que representan a guerreros ancestrales. El famoso Chaac Mool protege la entrada al templo en la parte superior de la construcción.

– El Cenote Sagrado. 60 metros de diámetro con acantilados escarpados que descienden 27 metros hasta el agua, uno de los cenotes más impresionantes de la zona. En el los arqueólogos han encontrado objetos de oro, jade y obsidiana, además de esqueletos pues era utilizado por los mayas para hacer sacrificios durante las sequías a Chaac, el dios de la lluvia.

– El Observatorio “El Caracol”. Dedicado al estudio de la astronomía, tiene una torre sobre dos plataformas rectangulares. El nombre se le debe a la forma que tiene la escalera interior y desde lo alto de la torre fue que los mayas realizaban observaciones a simple vista de las estrellas y todo tipo de movimientos astronómicos.

Facebook Comments

Be the first to comment on "Chichén Itzá, “la boca al pozo de los itzáes”"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Powered by WishList Member - Membership Software
A %d blogueros les gusta esto: