Entre la imagen y la realidad

fotografia, rulfo, familia, cestas

Por Nancy Guadarrama Leal.

La literatura es mentira,
pero de esa mentira sale una recreación de la realidad;
recrear la realidad es, pues, uno de los principios
fundamentales de la creación.

JUAN RULFO

La escritura y la fotografía son medios para responder a una necesidad expresiva; por ello, no es de sorprender que algunos autores literarios se hayan acercado a la fotografía para combinar ambos lenguajes.

  fotografia, rulfo, leña, mujeres

La literatura, desde el terreno de las palabras, busca comunicar un sentido genuino, una visión de la “realidad”. El autor se vincula con lo real y, a través de la escritura, le comunica al lector una experiencia que éste es capaz de recrear en su imaginación. Sin embargo, muchas veces las palabras no alcanzan a comunicar esa experiencia como el autor quisiera.

Al no bastar la escritura, algunos han utilizado medios como la fotografía, pues ésta transmite una sensación de realidad que otros medios no alcanzan. Después de todo, pese a que en la fotografía existan decisiones detrás de la cámara, y haya por tanto un proceso de creación, la imagen fotográfica es una representación verosímil de realidad aunque, como la literatura, sigue siendo una creación.

De esta manera, existen autores literarios que también recurrieron a la fotografía. Un ejemplo de lo anterior es Juan Rulfo quien, aunque es más conocido por su obra literaria, también fue un gran fotógrafo. El libro 100 fotografías de Juan Rulfo es la compilación más grande de su obra fotográfica que se ha hecho hasta ahora.

fotografia, rulfo, familia, cestas

Es evidente que con ella Rulfo quiere representar su entorno: hombres cargando leña, rostros impregnados de cansancio, árboles con ramas misteriosas, casas en ruinas, autos y edificios con aire de nuevos. Al mismo tiempo, puede notarse una composición sensible y creativa, más que creadora, en su trabajo, sin embargo, es notable el carácter espontáneo en sus fotografías.

La luz que Rulfo procuraba encontrar, la posición de hombres y niños en escenarios precisos, así como el constante blanco y negro, hacen de estas obras un trabajo sobrecogedor. Sus imágenes provocan cierta melancolía e incluso una especie de incredulidad. Algo parecido sucede en su obra literaria y es que, ante todo, Rulfo procura exhibir su realidad, y al mismo tiempo logra producir ese toque blanco y negro que, aunque no es explícito, se encuentra presente y estremece al lector.

fotografia, rulfo, arbol

Facebook Comments

Deja un comentario