Fotografías de fotografías

jim_kazanjian_castillo

Uso la arquitectura como dispositivo
para distorsionar la percepción
del tiempo y el espacio

Por Nancy Guadarrama Leal.

¿Puede un fotógrafo serlo sin emplear una cámara? Más allá de todos los elementos que conforman a un fotógrafo, se ha considerado como esencial el uso de una cámara. Jim Kazanjian opina lo contrario

Él es un “fotógrafo” cuya técnica se basa en la superposición de varias fotografías (rebasando a veces las cincuenta) que encuentra en la internet, para después valerse de herramientas de edición fotográfica y crear fotografías nuevas. Kazanjian ha mencionado que se inspira en literatura de H.P. Lovecraft o en el estilo surrealista para dar lugar a sus obras, y eso se observa en su trabajo. Además de emplear el blanco y negro prácticamente siempre, suele construir escenarios que parecen sacados de alguna película de ciencia ficción: poco veraces, pero sí verosímiles.


En cierta medida, algunos también lo consideran un arquitecto porque “construye” dichos escenarios, que son producto de su imaginación; sobre todo, porque tiene cierta inclinación hacia la creación de edificaciones que, aunque en la realidad no se sostendrían, en su mundo consiguen mantenerse en pie, logrando ambiciones con las que sueñan los arquitecto.

Sin duda alguna, Jim Kazanjian es un artista que consigue transmitir a través de la imagen creada por un conjunto de fotografías, pero eso no lo vuelve fotógrafo. Si bien su trabajo es altamente estético, creativo, cuidadoso y sobresaliente, además de impresionante, la fotografía conlleva un conocimiento técnico que se vuelve imprescindible para aquel que la desarrolla; por lo tanto, es complicado hablar de fotografía en el trabajo de Kazanjian, aunque también puede verse como la reconformación del Fotocollage.


jim_kazanjian_cuadro

jim_kazanjian_desabitado

jim_kazanjian_desierto

jim_kazanjian_luna

jim_kazanjian_mar

jim_kazanjian_templo

jim_kazanjian_humo

jim_kazanjian_universo

 


Internarte: Lo que sí es verdad es que su trabajo debe considerarse como una propuesta de arte. Es una realidad que la tecnología se vuelve parte de nuestra vida cotidiana cada vez con mayor fuerza, y si el arte está siempre avanzando conforme a lo hace el hombre y no sólo avanza, sino que también se reinventa, no es sorprendente el hecho de que surjan propuestas como las de Jim Kazanjian que dejan ver una evolución en cuanto a la construcción de arte, en la que programas de edición, que sólo están dentro de una computadora, se vuelven la herramienta principal.


Facebook Comments

Deja un comentario