Reconstruyendo el camino: On the road de Adela Goldbard

auto, on, the, road, goldbard

Por Alejandra Delgado.

Al fin habíamos encontrado la tierra
mágica al final de la carretera y nunca nos habíamos imaginado hasta
dónde llegaba esta magia.

Hay viajes que se vuelven legendarios. El viajero traza una ruta y sienta un precedente para otros que, como él, quieren aventurarse en la carretera. En 1951, Jack Kerouak dejó escrito en un rollo continuo de papel el relato de unos de estos viajes. On the Road, texto icónico del movimiento beatnik y publicado en 1957 por Viking Press, relata los viajes enloquecidos que realizan Sal Paradise y Dean Moriarty recorriendo el continente de Nueva York a Nueva Orleans, pasando por México, San Francisco y Chicago.

  auto, on, the, road, goldbard

En 2010, Adela Goldbard toma este texto como punto de partida para emprender su propio viaje, un recorrido por la Carretera Federal 85, que conecta a la Ciudad de México con la frontera en Nuevo Laredo. Durante este recorrido ensaya y experimenta distintas formas de presentar su propia versión del trayecto narrado en el libro, al tiempo que muestra una mirada personal del paisaje:

“Este nuevo On the road retoma la ruta seguida por Kerouac, así como su espíritu viajero y experimental, en este caso destinado a la transformación del espacio y de los objetos. Las fotografías, además de ser las piezas finales, son el vehículo para transportar al espectador hasta los paisajes…”

on, the, road, bancas

En este proyecto, la autora reinterpreta el relato original no sólo a partir del discurso visual sino que escribe su propia versión del texto desde la perspectiva de una habitante del México contemporáneo. Así, el trabajo funciona a partir de un dispositivo complejo que no se queda sólo en el poder plástico o evocativo de las imágenes, sino que está atravesado por distintos discursos: el literario, el pictórico, el escultórico.

Las imágenes representan una suerte de puesta en escena basada en recursos poéticos. Cada una de ellas muestra un paisaje intervenido en el que se colocan objetos rotos, desechos y fragmentos con la intención de sugerir una nueva relación que no está presente en los elementos aislados. De este modo, lo que vemos es un territorio ficticio cargado de dramatismo en el que la presencia de los objetos responde a un proceso de indagación conceptual basado en estrategias propias del arte posmoderno (la apropiación, la cita, el pastiche, la puesta en escena).

Mediante este cruce entre escritura e imágenes, el texto original, el texto reescrito, las fotografías y los objetos insertados en el paisaje se integran todos a ese hilo conductor que es la experiencia misma del viaje, y también la experiencia de lectura del libro de Kerouac.

Al ser recorrido por Goldbard, el camino no permanece intacto, se transforma en una metáfora de la vida actual, la corrupción y el deterioro, reflejados en el paisaje y sus objetos. Las bancas deterioradas, las partes de autos y muebles desvencijados surcados por raspaduras, muescas e incisiones muestran una tierra distinta, un país desgastado por la inseguridad y los conflictos.

on, the, road, abejas

Deja un comentario